martes, 6 de mayo de 2014

Tarta jungla de cumpleaños

Ay que con tanto taller no tengo tiempo para nada!!!
Hoy os traigo una entrada rapidita, de la tarta de cumple que le preparé a mi sobrino peque. Una delicia hecha según sus deseos: bizcocho de chocolate con crema de mascarpone y fresas y cubierta de ganache de chocolate con leche. Buen gusto
que tiene mi sobri!!



A esto le tenemos que unir que quería una jungla con animales (le vuelven loco!!) y "un cocodrilo con un lago". Toma! "Es que el cocodrilo necesita un lago, tía".  Ya teníamos las directrices y sólo faltaba llevarla a cabo sin que se desintegrase el fondant porque esto fue en pleno agosto. La ganache ya véis que se me iba derritiendo mientras le hacía las pocas fotos que pude sacarle. Calorazo tremendo!!



Modelé su cocodrilo, una serpiente, un mono, al rey de la selva y vegetación para crear la escena.



Bizcochos horneados, cremas listas, relleno, cubierta y al frigo! La saqué y terminé el montaje con el tiempo justo para hacerle cuatro fotos y salir pitando al cumple.

Cuando sacamos la tarta para que soplase las velas y vi la cara que puso y cómo se abalanzaron su hermano y él repartiéndose las figuras... Misión jungla cumplida!! Y yo más feliz que los peques. 



Lo del color del león es algo que no me explico. Menos colorante no pude poner y aún así me salió un animalillo poco menos que radiactivo. XD


Técnicas para lograr bordes afilados hay muchas y podéis encontrar mil tutoriales en Youtube, pero para mí lo más importante es partir de una buena ganache de chocolate, o SMBC y controlar muuucho la temperatura. Como véis en las fotos, si una vez que ha empezado a coger calor la tocamos, aunque sea para decorarla y, como me pasó a mí, tenéis que arreglar algo, más vale que tengáis tiempo para enfriarla si no queréis fastidiarlos al intentar arreglar el desaguisado en caliente. Para muestra, un botón. Os puedo asegurar que nada más sacarla de la nevera, antes de la decoración, estaba perfecta.

Ganache de chocolate con leche:
Misma cantidad de nata que de chocolate con leche. ( El peso variará según vuestras necesidades y el grosor de capa que queráis dejar).
Troceamos el chocolate y lo reservamos en un bol. Hervimos la nata y retiramos del fuego justo cuando haya hervido. Agregar al chocolate y mezclar con una espátula de silicona hasta que el chocolate se funda completamente. Tapar con film transparente, haciéndole algun agujerito para que pueda salir el calor y no coja humedad el chocolate. Dejar reposar a temperatura ambiente un mínimo de 6 horas. Si son 8 o 10 mejor. Si véis que aún no tiene suficiente consistencia, dadle un poco más de frío en la nevera, pero poco, que si no se quedará como una piedra.
Ya tenéis la ganache lista para cubrir tartas. 


Besotes y buena semana!!
Vero.

1 comentario:

No dudes en dejar tu comentario, es muy agradable saber que hay gente leyéndome y poder contestaros ;)